Masturbación, cómo masturbar al hombre

Masturbar a un hombre en la cama, en el auto o donde te provoque hacerlo tiene su arte y la recompensa es grata para ambos. Para un hombre masturbarse ya es bastante satisfactorio, así es que cuando lo hacen tus manos, imagina como hervirá de pasión su cuerpo.

La masturbación es además un excelente juego previo al coito, aunque debes saber cuando detenerte para que le quede lo suficiente para después…Sigue el enlace y aprende algunos trucos para masturbar a tu hombre:

 

masturbar hombre

– Tú clítoris vs su frenillo: sujeta la cabeza de su pene con tu pulgar e índice, y roza el glande y el frenillo contra tu clítoris. El frenillo es el pliegue de piel que va desde el glande hasta el prepucio.

Usa tu mejor perfume: aunque el pene no tenga nariz, el olor tiene un gran poder de excitación, ya que la erección está relacionada con los nervios que vinculan el pene al cerebro.

Compra un nuevo perfume y úsalo durante unas semanas solo cuando vayas a masturbarlo. Que no te huela este perfume en otro momento, solo durante la masturbación para que su cerebro pueda asociar tu olor con el .

Prepucio sensible: el prepucio reacciones estupendamente al contacto con diferentes texturas y tipos de tacto. Prueba el sexo con ropa, para que su pene sienta las diferentes sensaciones que transmite tu cuerpo: las bragas, tu pelo, tus uñas, tus senos…

http://www.sexologia.net/16-12-2009/hombre/masturbacion-como-masturbar-al-hombre

Share
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Comentarios en FaceBook:

Un comentario

  1. ¡Uffff! Hay muchas estrategias. Puedes pasar el glande del hombre por tu cuerpo, especialmente tus muslos. El roce con la piel es sumamente excitante. Puedes variar la velocidad, haciéndolo rápido y de repente parando y sintiendo cómo el hombre quiere más, haz que te pida que sigas. Puedes escupirle en la polla, para que la saliva actúe de lubricante y además resulta bellísimo ver cómo sale la babita de la boca de la mujer y va a parar sobre tí…

    Aunque lo mejor es que sepas encontrar qué le vuelve loco al chico. A algunos les mata que les excites la base del glande, les haces retorcerse de placer. Una gran ventaja de la masturbación es que puedes recurrir a muchas vías para lograr la eyaculación del hombre, no sólo al sentido del tacto. Pon caritas, hazle gestos obscenos, enséñale la lenguecita, hazle muecas, mándale besitos… los hombres follamos muchas veces con los ojos, ver a una mujer masturbándonos nos resulta muy excitante, en ocasiones incluso más que penetrarla. O caliéntale el oído, con lo dura y grande que es su polla, lo caliente que está, dile que quieres su leche, pídeselo o mejor… ¡mándaselo! ¡Ordena a ese bastardo que se corra YA en tus manitas! ¡Amenázale para que te dé esa corrida que tanto ansías! ¡Síiiii!

Deja un comentario