Investigan si hubo intercambio de sexo por favores en prisión española

Las autoridades del sistema penitenciario español investigan si se produjeron relaciones sexuales a cambio de favores entre reclusas y funcionarios de una cárcel de mujeres de Madrid, cuya dirección ha sido destituida.

La secretaria general de Instituciones Penitenciarias, Mercedes Gallizo, ofreció hoy en conferencia de prensa detalles de la investigación, y subrayó que no que hay constancia de que se tratara de facilitar drogas a las reclusas.

Al ser preguntada por si pudo haber relaciones sexuales entre las reclusas y algunos funcionarios a cambio de un trato de favor, Gallizo dijo que «no descarto que se haya producido nada».

El Ministerio del Interior, del que depende Instituciones Penitenciarias, informó ayer de que el director, el subdirector de seguridad y el administrador de la prisión de mujeres «Madrid I» han sido destituidos por no actuar ante «comportamientos inaceptables», mientras dos funcionarios de ese penal fueron expedientados.

«No estamos dispuestos a transigir con ningún comportamiento irregular», dijo Gallizo, quien precisó que, temporalmente, asumió como director en funciones un miembro de la Inspección Penitenciaria que está investigando los hechos.

El centro, ubicado en las cercanías de la capital española, acoge a 614 reclusas.

http://www.adn.es/internacional/20100424/NWS-0443-Investigan-intercambio-espanola-favores-prision.html

Share

«Los favores a cambio de sexo son habituales»

«Los favores a cambio de sexo son habituales»

«Los favores a cambio de sexo son habituales»

 

Instituciones Penitenciarias destituyó ayer a la dirección de Alcalá Meco y suspendió a dos funcionarios por «comportamientos irregulares» con las presas de Alcalá-Meco
 

MADRID- Era vox populi. El intercambio de favores por encuentros íntimos con las presas en la cárcel de Alcalá-Meco era conocido por los funcionarios de otros centros penitenciarios. «Ninguna cárcel se libra de estos chanchullos, pero también hay casos de denuncias falsas», explicó a LA RAZÓN un trabajador de otra prisión madrileña. La noticia saltó ayer cuando el diario «20 minutos» destapó que dos funcionarios del centro penitenciario Madrid I habían sido destituidos por «comportamientos inaceptables».
En concreto, se descubrió que un funcionario había abierto las celdas de dos internas y permaneció con ellas varias horas, aunque se investiga si mantuvo relaciones sexuales consentidas con las mismas. Instituciones Penitenciarias también detectó que algunos funcionarios introducían y consumían alcohol en el centro.
Una antigua interna del centro penitenciario Madrid I, en Alcalá Meco, aseguró ayer a Europa Press que fue forzada por «funcionarias y funcionarios» y que ofreció «favores sexuales» sin su permiso y «cuando no le apetecía». Según su experiencia, el alcohol y los favores formaban parte de la noche. «Saben que no te queda nada. Te ofrecen café, tabaco… aceptas pensando que es una vez o dos, pero no es así», afirmó Sofía.
Otras fuentes aseguraron que uno de los dos funcionarios suspendidos salió del centro la pasada Nochevieja para comprar alcohol que luego consumió con varios compañeros. También confirmaron que hay testigos que escucharon como el otro trabajador mantenía relaciones sexuales con las dos presas a las que abrió la celda. En cambio, fuentes penitenciarias señalaron que, según su investigación, este trabajador habría estado «fumando un cigarrillo» con alguna de las reclusas.
El funcionario madrileño explicó que «en Meco la mayor parte de las internas está allí por tráfico de drogas», por lo que es probable que intenten «colar» estupefacientes en el centro. Además, las presas también intentan conseguir un «trato preferente» para cosas más domésticas como comprar en el economato.
Fuentes sindicales aseguraron  a LA RAZÓN que existe un vídeo en el que se puede ver a un funcionario abriendo el economato a una interna para comprar tabaco, aunque descartan que fuese un intercambio sexual. «Con todas las cámaras de videovigilancia que hay es casi imposible que no se hayan grabado esos supuestos abusos sexuales», consideraron. Otro sindicato, en este caso de funcionarias, denuncia que esta situación se produce por la «incorrecta aplicación de la Ley de Igualdad», que desde 2007 ha dado vía libre al acceso directo de hombres a las internas.
Respecto a los casos denunciados, Instituciones Penitenciarias anunció que se había suspendido de empleo y sueldo a dos funcionarios y destituido al director de la prisión, José Luis Cuevas, así como al subdirector de seguridad y al administrador, dejando a un inspector encargado de la gestión del centro. Asimismo, el departamento que dirige Mercedes Gallizo matizó que esta decisión es fruto de una investigación que se inició a finales del pasado año tras tener conocimiento de presuntas irregularidades.
Por su parte, desde Prisiones se aseguró que no hay ningún indicio de que estos favores sexuales se produjeran a cambio de drogas, en cuyo caso se hubiera puesto el caso en conocimiento del juez. La investigación pretende depurar responsabilidades y ver hasta dónde llegan estos «comportamientos inaceptables», que han sido «cortados de raíz». Además, señalaron que son «individuales y no afectan a la generalidad» de los funcionarios que atienden a las más de 600 presas del centro.

«Nos llaman putas, nos insultan…»
La Ley de Igualdad les ha destrozado, a muchas de ellas, la vida. «Tenemos miedo», aseguraba una funcionaria de prisiones de la escala femenina con más de doce años a sus espaldas. Ahora deben enfrentarse a presos muy peligrosos, e incluso, delincuentes sexuales. Y su día a día no dejaría indiferente a nadie. «Nos llaman putas, nos insultan…», asegura otra funcionaria, que no termina de entender por qué está obligada a presenciar «las duchas de los internos y entrar en los servicios de hombres». La medida, como ya se ha demostrado, también perjudica a las internas que están acostumbradas a tratar con mujeres.

http://www.larazon.es/noticia/3185-los-favores-a-cambio-de-sexo-son-habituales

Share

La prostitución reaparece en las calles de Magaluf y motiva quejas de los empresarios

Las meretrices se sitúan los fines de semana en torno a Punta Ballena

El fenómeno de la prostitución en la vía pública ha reaparecido en las últimas semanas en Magaluf, coincidiendo con los prolegómenos de la temporada alta. Las prostitutas se sitúan a partir de la medianoche en las calles de acceso a la principal arteria de ocio de la localidad, Punta Ballena, sobre todo en torno a los locales nocturnos.
Así lo constatan fuentes del sector del taxi y empresarios de la zona, que cifran en una decena el número de meretrices que acuden especialmente los fines de semana a la zona.
Como cada año, los empresarios se quejan de esta realidad y aseguran que esperan que esta temporada no se repita una situación como la de la anterior, cuando, como reconoció entonces el inspector jefe de la Policía Local de Calvià, Jaume Jaume Marcó, hubo una «verdadera avalancha» de prostitutas en las calles del municipio.
La memoria de actividades de 2009 de la Policía Local así lo reflejó. Según estos datos, la temporada pasada se tramitaron más denuncias que nunca desde que entró en vigor la ordenanza municipal contra el ejercicio de la prostitución en la vía pública. En total, fueron 284 actas, un 44 por ciento más que en 2008.
También se registraron 29 arrestos –la cifra más alta del último lustro–, como consecuencia de la normativa municipal que equipara la venta de servicios sexuales en la calle a una actividad económica que se ejerce sin la preceptiva licencia y que, por tanto, es ilegal.
En su momento, el Ayuntamiento se quejó de que una de las razones que explicaba que el fenómeno continuara existiendo era que los tribunales no habían respaldado su política de acudir a la vía penal para perseguir la prostitución, una vía a la que recurre el Consistorio cuando la prostituta prosigue con su actividad, después de que haya sido varias veces denunciada y se le haya notificado un decreto municipal exigiéndole que cese en su trabajo. En tal caso, el Ayuntamiento argumenta que se trata de un delito de desobediencia a la autoridad.

http://www.diariodemallorca.es/part-forana/2010/04/24/prostitucion-reaparece-calles-magaluf-motiva-quejas-empresarios/564532.html

Share

Hacer la calle

El Ayuntamiento de Bilbao prepara una disposición, dentro de la ordenanza reguladora del espacio público, que prohíbe la prostitución callejera, la negociación de servicios sexuales retribuidos y su práctica en la vía pública. La norma atiende las quejas de vecinos de Miribilla y Bilbao La Vieja, pero se acompaña de la inevitable polémica. Hay 2.000 prostitutas que trabajan en Euskadi, aunque la mayoría presta sus servicios en clubes de alterne o en pisos. El verdadero problema reside en las cien mujeres (y en sus clientes) que se exponen, negocian y, acaso, practican sexo en plena calle. El problema es ese, la calle, hacer la calle. Nada más.

Sobre la prostitución se repiten actitudes paradójicas. La autoridad civil jugó durante siglos a ignorarla, aunque la moral tradicional la condenara. Ahora no han cambiado las cosas. La autoridad sigue ignorándola y la moral (una nueva moral, desde nuevos principios) la condena exactamente igual. Por eso hay que agradecer que el Ayuntamiento de Bilbao afronte el problema, porque la exposición pública es el verdadero conflicto en este asunto: nada hay que objetar si quienes acuerdan intercambiar sexo por dinero son mayores de edad, lo hacen libremente, están en un espacio privado y no dañan a terceros.

Si se cumplen esas condiciones, empeñarse en condenar la prostitución supone una intromisión en la vida de los demás, y aún peor si esa intromisión se hace bajo principios morales, unos principios que, desde luego, no corresponden ni a la profesional ni a su cliente, sino a un bárbaro censor. La intolerancia ante la prostitución ejercida libremente por mayores de edad y en lugares privados delata una total incomprensión de lo que es una sociedad laica. La laicidad supone garantizar que los poderes públicos no asuman doctrinas o ideologías particulares, que no respalden ideas de una parcialidad religiosa, política o moral. Pero muchos presuntos amantes de la laicidad (los más feroces y, en ciertos periodos de la historia, los más sanguinarios) consideran que la laicidad no consiste en garantizar que el Estado sea neutral ante cualquier doctrina o ideología, sino que lo sea ante doctrinas o ideologías «que a ellos no les gustan». Este matiz (nada sutil, por otra parte) hace de muchos laicistas acabados practicantes del ventajismo moral.

«Todos estamos de acuerdo en que son víctimas», dice de las prostitutas la asociación Askabide. Todos exactamente no. Víctimas serán aquellas que ejerzan esa actividad coaccionadas. En otro caso, su desempeño resulta, desde una perspectiva civil, respetable. Y bajo la dudosa hipótesis de que la policía es eficaz a la hora de protegernos, convendría que también protegiera a las prostitutas cuando desempeñan su muy civilizada actividad frente a clientes que no cumplen lo acordado o frente a individuos que las explotan, robándoles su honrado beneficio.

http://www.elpais.com/articulo/pais/vasco/Hacer/calle/elpepuespvas/20100424elpvas_20/Tes

Share

Irene López, estrella del porno y novia de Dinio, acudió a ‘Sálvame Deluxe’ para desenmascarar el entramado de Miss España

Irene López, estrella del porno y novia de Dinio, acudió a ‘Sálvame Deluxe’ para desenmascarar el entramado de Miss España

Irene López, estrella del porno y novia de Dinio, acudió a ‘Sálvame Deluxe’ para desenmascarar el entramado de Miss España

 

 Fiestas y cenas con cocaína, alcohol y prostitución. Así cuenta la actriz su experiencia como miss Ourense

Irene López, novia de Dinio, y la ex delegada de Miss España en Alicante y Murcia, María Elena Dávalos, acudieron a ‘Sálvame Deluxe’ dispuestas a poner al descubierto todo el entramado del Miss España.
Para empezar, la actriz porno, que participó en el certamen de belleza como Miss Ourense el año pasado, contó que las llevaron a Cancún sin vacunarlas de la Gripe A.
Según cuenta Irene, les ofrecieron 3500 dólares por ir a una cena con empresarios muy importantes y adinerados, que ofrecieron cocaína a las chicas y muchas promesas por acostarse con ellas. La novia de Dinio aseguró que no se drogó ni se prostituyó, pero sí afirma que muchas de las candidatas subieron a las habitaciones convencidas de que así ganarían Miss España.
Cuando volvió al hotel pidió que le dieran un billete para volver a España, pero se tuvo que quedar en México porque el contrato las vincula a la organización durante un año.
María Elena Dávalos contaba su experiencia y sobre todo, resaltaba la figura de los espónsores que se aprovechaban mucho de las chicas, pero negó que el padre de Lorena Van Heerde pagara la corona de Miss España, como se rumoreaba tras su victoria.
El programa ofreció un vídeo con declaraciones de algunas misses sobre los rumores de prostitución, entre los que había opiniones para todos los gustos. “Si hubiese aceptado muchas de las propuestas que me hicieron, habría llegado mucho más lejos” confesó María Rey.
El famoso concurso de belleza ha sido puesto en tela de juicio en varias ocasiones y son muchos los testimonios que confirman que no es todo oro lo que reluce en el certamen de Miss España.
Share