El Govern catalán se encamina hacia «la abolición de la prostitución»

El conseller Josep Lluís Cleries asegura que se irán aumentando las dificultades para acabar con este «sistema de esclavitud»

El conseller de Bienestar Social y Familia, Josep Lluís Cleries. EFE

El conseller de Bienestar Social y Familia, Josep Lluís Cleries. EFE

El Govern de Catalunya irá poniendo cada vez más dificultades al ejercicio de la prostitución en Catalunya para seguir un proceso que culmine con «el estadio ideal último de la abolición», según ha declarado el conseller de Bienestar Social y Familia, Josep Lluís Cleries.

Todavía no han formulado una propuesta global sobre la prostitución, pero varios departamentos ya han hechopropuestas con estrategias encaminadas todas a restringir cada vez más «un sistema de esclavitud que en una sociedad como la nuestra no tiene que tener cabida».

Después de que el Ayuntamiento de Barcelona haya comenzado los trámites para endurecer más la ordenanza de civismo que aprobó en 2006, le están siguiendo más departamentos que pretenden prohibir la prostitución en la calle en su totalidad. La propuesta la ha presentado el Partido Popular y CiU y fue aprobada por la Comisión de Presidencia del Consistorio este miércoles. Ahora se encuentra en el trámite de alegaciones y la primera que se ha planteado es que las sanciones a clientes sean superiores.

Con esta nueva norma local se pretende eliminar el preaviso, anteriormente establecido, e imponer la capacidad de que la Guardia Urbana pueda poner directamente las multas. También proponen cambios en las sanciones que podrán llegar a los 300 euros por negociar en la calle, ascenderá a 750 si esto se produce a menos de 200 metros de una escuela y oscilará entre los 1.500 y 3.000 euros en caso de que se mantengan relaciones sexuales en el espacio público.

Las consellerias de Interior y de Territorio y Sostenibilidad han seguido los pasos del Ayuntamiento de Barcelona y pretenden aplicar una modificación de la Ley de Carreteras para, en base a criterios de seguridad, sancionar con multas de hasta 30.000 euros a las prostitutas y clientes en las carreteras de titularidad catalana.

«En Catalunya tenemos un impacto visual que no es normal»El conseller ha explicado que el control de las prostitutas que se ofrecen en las carreteras «es un trabajo muy positivo, porque hay experiencias en otros países que han conseguido mejorarlo mucho» y ha justificado su razonamiento diciendo que «en muchas zonas de Catalunya tenemos un impacto visual que no es normal».

Además, Interior también prepara una ley de usos del espacio público que prevé también prohibir la prostitución callejera, tal y como aprobó ayer el Ayuntamiento de Barcelona, que ha endurecido su ordenanza de civismo para sancionar a las meretrices de la calle y a sus clientes sin previo aviso. Cleries ha señalado que «la abolición es el estado ideal último al que tenemos que tender, pero antes tenemos que pasar por unos procesos».

El conseller ha reconocido que el Govern «está mirando, por diferentes medios y caminos, ir poniendo dificultades porque creemos que es un sistema por el que unas personas se ganan la vida y otras satisfacen sus necesidades sexuales que en una sociedad como la nuestra tendría que quedar fuera de lo que son las relaciones normales», ha dicho.

No se contempla la regulación

La presidenta del Institut Català de les Dones, Montse Gatell, pidió hace pocos días que no se piense en la regulación de esta actividad, si no que se dirijan hacia la abolición de la prostitución con «valentía política», refiriéndose al Govern.

Después de que el gobierno de Jordi Pujol (CiU) regularizase las condiciones que deben tener los locales donde se ejerce la prostitución, el gobierno de Pasqual Maragall (PSC), con la entonces consellera de Interior, Montserrat Tura, intentó regularizar el ejercicio del trabajo sexual, pero topó con discrepancias en el seno del propio gobierno y del PSC, algunas de cuyas dirigentes también proponían el camino de la abolición. El último gobierno de José Montilla tampoco abordó la cuestión de la prostitución más allá de perseguir a las mafias y proxenetas, en parte porque la legalización de esta actividad es competencia del Congreso de los Diputados y la capacidad normativa de la comunidad autónoma está limitada.

http://www.publico.es/espana/426766/el-govern-catalan-se-encamina-hacia-la-abolicion-de-la-prostitucion

Share

Barcelona impulsa la prohibición total de la prostitución callejera

Barcelona impulsa la prohibición total de la prostitución callejera

El municipio aprueba, con votos de CiU y PP, endurecer la norma de civismo

Un informe del área de Seguridad del Ayuntamiento desaconseja la medida

Redada de la guardia urbana de Barcelona contra la prostitución en el distrito de Les Corts el pasado mes de diciembre. / MARCEL·LÍ SÀENZ

El Ayuntamiento de Barcelona ha dado una vuelta más a la norma que aprobó hace seis años y quiere prohibir la prostitución en la calle de forma total. La propuesta la ha presentado el Partido Popular, y el Gobierno de Xavier Trias (CiU), defensor de la tesis prohibicionista y prisionero de los votos del PP, la ha asumido como propia.

La ordenanza de civismo que aprobó Barcelona en 2006 sanciona la prostitución callejera en determinadas circunstancias: si monopoliza el espacio público, si la negociación entre el cliente y la prostituta se produce a menos de 200 metros de un colegio, y si el acto sexual se realiza en la calle. La sanción solo se impone después de apercibir a clientes y prostitutas. Si no hacen caso a las indicaciones de la policía municipal para que despejen la calle, las multas oscilan entre 300 y 3.000 euros.

Es ese marco, aprobado por el anterior gobierno tripartito de la ciudad, el que ahora se quiere endurecer. Se eliminará el preaviso y la Guardia Urbana impondrá directamente las multas. También se modificará el régimen sancionador introduciendo una graduación de las sanciones: hasta 300 euros por el hecho de negociar en la calle, 750 si esa discusión se produce a menos de 200 metros de una escuela y entre 1.500 y 3.000 euros en caso de que se mantengan las relaciones sexuales en el espacio público.

La propuesta dio ayer su primer paso, al ser aprobada inicialmente en la Comisión de Presidencia del Consistorio, y ahora se expone al trámite de alegaciones. Una de ellas podría ser introducir una sanción económica superior para el cliente, según apuntó ayer el primer teniente de alcalde, Joaquim Forn. Lo más chocante del endurecimiento que ahora se impulsa es que los propios servicios del área de Prevención y Seguridad del Consistorio barcelonés lo desaconsejan totalmente. En un dictamen, el director del área de Seguridad, Josep Maria Lahosa, recuerda que la presión policial y las sanciones no acaban con la prostitución, sino que “solo la trasladan a lugares menos visibles”. El citado informe recuerda: “Todas las políticas de prohibición total han fracasado”. Y también apunta que la expulsión de la calle supone más dificultades para que las mujeres accedan a los servicios públicos y a programas de formación. Ese es el único informe que entra en el fondo del asunto. El de los servicios jurídicos se limita a avalar que la ordenanza se puede modificar.

CiU propone que las sanciones sean más caras para los clientes

Los partidos de la izquierda del Ayuntamiento, organizaciones vecinales y entidades que trabajan con prostitutas en la calle se oponen en redondo. Las voces en contra del endurecimiento de la ordenanza ponen el acento en que con la prohibición total se deja a las mujeres más expuestas a los manejos de mafias y redes de tráfico de mujeres, sobre todo porque será mucho más difícil acceder a ellas.

“Si las esconden en locales o pisos, ya no podremos intervenir”, apuntaba Paula Arce, del colectivo Genera, que trabaja con prostitutas. Ese colectivo ya recurrió la ordenanza aprobada en 2006, pero los tribunales reconocieron la capacidad del Ayuntamiento para acotar lo que ocurre en el espacio público.

Para Jaume Asens, miembro de la comisión de defensa del Colegio de Abogados de Barcelona, el endurecimiento que se propone ahora solo pone en riesgo la seguridad de las mujeres que ejercen en la calle. “Es el eslabón más débil y lo único que se pretende es esconderlas. Es una medida de cara a la galería”, afirma. El Gobierno lo rebate argumentando que ha duplicado los fondos para las entidades sociales que trabajan con ellas.

En Barcelona, cada vez quedan menos reductos de prostitución callejera: prácticamente se limita a una zona del Raval —en la que recientemente se ha inaugurado la flamante Filmoteca—, los aledaños del estadio del Barça y, a veces, el entorno de Glòries.

Pero los locales y pisos en los que se ejerce son incontables. ¿Se prohíbe la callejera y se consiente la que no se ve? La respuesta que da el equipo de gobierno de CiU es que se ha empezado por la calle, pero con la intención de seguir en pisos y locales. “Estamos en ello. Queremos revisar las licencias de los locales en los que se produce y, sobre todo, actuar cuando hay denuncias”, apunta Forn. De momento, la presión está en la calle.

Legal, ilegal o alegal

Ordenanzas municipales. En España la prostitución es alegal: no está ni permitida ni prohibida. Sin embargo, algunos pueblos y ciudades han prohibido el ofrecimiento de servicios sexuales de pago en la vía pública en sus ordenanzas municipales. Casos como Tordera o La Jonquera, en Cataluña; o Albacete y Sevilla han incluido multas —que suelen oscilar entre los 750 y los 3.000 euros— para los clientes de la prostitución. En ciudades como Badajoz, Alicante o Granada, se penaliza también el ofrecer sexo de pago, con lo que las sanciones se aplican además a las prostitutas. La infracción de meretrices y clientes difiere según donde se ejerza la prostitución: cerca de zonas residenciales, centros educativos, empresariales o comerciales se considera una infracción grave.

El modelo abolicionista sueco. En Suecia está prohibido comprar servicios sexuales, pero no venderlos. Desde 1999, este país penaliza a los clientes y no a las personas que se prostituyen. En 12 años, las autoridades han detenido a más de 3.700 personas por comprar sexo. La pena máxima por este delito es de un año de cárcel, aunque los condenados evitan ir a prisión pagando una multa; la mínima es de 2.500 coronas (271 euros). Otros países, como Islandia o Noruega —que pena también la compra de sexo en el extranjero— han copiado ese modelo. En Francia, donde la prostitución no es delito, el Parlamento estudia un proyecto de ley abolicionista que propone penas de hasta dos años para los clientes.

Prostitución legal. En Holanda la prostitución está permitida. De hecho, se considera un trabajo con derecho a Seguridad Social. En el año 2000, el  Gobierno legalizó los burdeles y desde entonces obliga a sus propietarios a pagar impuestos y las prestaciones de sus empleadas que, además, precisan de un permiso municipal para ejercer. Su sistema, que apuesta por la regulación, parte de la idea de que dotar de derechos y deberes a las personas que se prostituyen las protege de las mafias de trata —aunque algunas organizaciones han denunciado casos de explotación—. En Dinamarca impera un modelo similar: allí las meretrices pagan impuestos, pero no tienen derecho a subsidio por enfermedad ni a prestación por desempleo.

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/03/21/catalunya/1332327832_021335.html

Share

Trias endurecerá las sanciones a los solicitantes de sexo callejero

INICIATIVA CONTRA EL COMERCIO SEXUAL EN LA VÍA PÚBLICA

Trias endurecerá las sanciones a los solicitantes de sexo callejero

La voluntad del gobierno municipal es acabar con la paridad entre las multas a clientes y a prostitutas

Las meretrices podrían pagar hasta 750 euros y los demandantes de los servicios entre 750 y 1.500 €

XABIER BARRENA
BARCELONA

 

Cerco a los que solicitan servicios sexuales a cambio de dinero en la calle. Esa es la premisa que movió ayer al gobierno municipal de CiU a apoyar -tal y como avanzó ayer EL PERIÓDICO- la moción del PP por la que se inicia el trámite de modificación de la ordenanza de civismo para prohibir la prostitución callejera. Últimamente esta presión se producía mediante la imposición de mayor número de multas a demandantes que a ofertantes, es decir, meretrices. Pero, ordenanza en mano, el importe de las sanciones era el mismo para unos y otros: 750 euros. En cuanto finalice el trámite, en mayo o a más tardar en junio, las multas a los solicitantes serán considerablemente superiores a las de las prostitutas. En concreto, los importes que ahora mismo se manejan, aunque no están aún decididos, serían de hasta 750 euros para las prostitutas y de entre 750 y 1.500 euros para los clientes. Si se escoge el punto medio de ambas horquillas, las sanciones serían de 375 euros para las meretrices y 1.125 para los solicitantes. Una proporción de 3 a 1.

 

zoomUnas mujeres en la Illa Robador, mientras dos guardia urbanos pasan ante la nueva Filmoteca, el martes.

Unas mujeres en la Illa Robador, mientras dos guardia urbanos pasan ante la nueva Filmoteca, el martes. FERRAN NADEU

Considera CiU que la ordenanza debe aplicar un doble rasero. Para las prostitutas tiene que servir para que entren en contacto con los servicios sociales municipales, y para aquellos que demandan sexo mercenario, para disuadirlos, palo económico en mano.

ALEGACIONES CONVERGENTES / Este será el cuerpo de las alegaciones que los nacionalistas presentarán, a lo largo del próximo mes, a la moción del PP aprobada ayer. Dicha moción pide la modificación de dos artículos de la ordenanza de convivencia. En concreto, la eliminación del requerimiento previo a los infractores y, sobre todo, la prohibición de la prostitución callejera en toda la ciudad y no solo en las zonas de exclusión fijadas en el 2006 en la ordenanza (alrededores de escuelas y similares).

En paralelo, el gobierno municipal dio ayer a conocer que a lo largo del mandato aumentará en un 67% el presupuesto destinado a la Agencia para el Abordaje Integral del Trabajo Sexual (Abits), el organismo que vela por mejorar las condiciones de vida y trabajo de las prostitutas.

El debate en la comisión de Presidencia de ayer fue vivo. Dispuestos los partidos en la formación clásica, izquierda contra derecha, las baterías de PSC, ICV-EUiA y UpB se dirigieron sobre todo contra el PP, el instigador de la moción.

Dos grandes líneas argumentales. Primera: una ordenanza municipal no es el instrumento a utilizar para poner fin a un problema que mezcla la exclusión social con el delito, vía las mafias. Y, en cambio, sí puede provocar mayor marginación. Y segunda: ¿Por que el PP, si desea acabar con la prostitución, no promueve en el Congreso una modificación del código penal?

DERECHO DE LAS FAMILIAS / Por su parte, el PP replicó apelando al «derecho de las familias a poder pasear por Barcelona sin presenciar el mercadeo». CiU, por su parte, recordó su compromiso de erradicar la prostitución y, al tiempo, apoyar a las mercenarias del sexo.

Los jefes de filas de los dos partidos aliados en el tema, el alcalde Xavier Trias y Alberto Fernández Díaz, también suscribieron, claro está, la medida aprobada.

Trias recordó que había dicho «100 veces» que estaba «en contra de la esclavitud del siglo XXI que es la prostitución». Tras defender el aumento de la dureza de las sanciones a los clientes, reconoció que se sanciona a prostitutas porque considera de «sentido común» que no se mantengan relaciones sexuales en la vía pública.

Fernández, por su parte, abogó por una «triple perspectiva». Basada en vehicular esta prohibición a través de los juzgados de guardia para acabar con las mafias que explotan a las mujeres; del uso de los servicios sociales como instrumento para la inserción de las mujeres que ejercen la prostitución y de la imposición de sanciones administrativas para los clientes.

No fueron las únicas voces que se oyeron tras la aprobación de la moción. Así, la asociación Genera de apoyo a las prostitutas acusó al ayuntamiento de continuar sus «políticas persecutorias y de discriminación» hacia las mujeres. Según Genera, el redactado actual «no ha funcionado, no ha tenido el resultado esperado y no ha solucionado los conflictos de convivencia vecinal».

APOYO GREMIAL /En sentido contrario, el Consell de Gremis de Comerç, Serveis i Turisme de Barcelona apoyó la decisión municipal. El consejo, que agrupa a 22 gremios que representan a cerca de 20.000 comerciantes, animó al resto de ayuntamientos a seguir la iniciativa de Barcelona y erradicar esta práctica de las calles catalanas.

http://www.elperiodico.com/es/noticias/barcelona/trias-endurecera-las-sanciones-los-solicitantes-sexo-callejero-1572497

INICIATIVA CONTRA EL COMERÇ SEXUAL A LA VIA PÚBLICA

Trias endurirà les sancions als sol·licitants de sexe al carrer

La voluntat del govern municipal és acabar amb la paritat entre les multes a clients i a prostitutes

Les meretrius podrien pagar fins a 750 euros, i els demandants dels serveis, entre 750 i 1.500

XABIER BARRENA
BARCELONA

 

Setge als que sol·liciten serveis sexuals a canvi de diners al carrer. Aquesta és la premissa que va moure ahir el govern municipal de CiU a recolzar -tal com va avançar ahir EL PERIÓDICO- la moció del PP a través de la qual s’inicia el tràmit de modificació de l’ordenança de civisme per prohibir la prostitució al carrer. Últimament aquesta pressió es produïa mitjançant la imposició d’un nombre més gran de multes a demandants que a oferents, és a dir, meretrius. Però, ordenança en mà, l’import de les sancions era el mateix per als uns i els altres: 750 euros. Tan bon punt finalitzi el tràmit, al mes de maig o a tot estirar al juny, les multes als sol·licitants seran considerablement superiors a les de les prostitutes. En concret, els imports que ara mateix es plantegen, encara que no estan encara decidits, serien de fins a 750 euros per a les prostitutes i d’entre 750 i 1.500 euros per als clients. Si s’agafa el punt mitjà de les dues forquilles, les sancions serien de 375 euros per a les meretrius i 1.125 per als sol·licitants. Una proporció de 3 a 1.

 

zoomUnes dones a l'Illa Robador, mentre dos guàrdies urbans passen davant la nova Filmoteca, dimarts.

Unes dones a l’Illa Robador, mentre dos guàrdies urbans passen davant la nova Filmoteca, dimarts. FERRAN NADEU

CiU considera que l’ordenança s’ha d’aplicar amb un doble criteri. Per a les prostitutes, ha de servir perquè entrin en contacte amb els serveis socials municipals, i per a aquells que demanen el sexe mercenari, per dissuadir-los, garrotada econòmica en mà.

AL·LEGACIONS CONVERGENTS / Aquest serà el cos de les al·legacions que els nacionalistes presentaran, al llarg del mes que ve, a la moció del PP que es va aprovar ahir. Aquesta moció demana la modificació de dos articles de l’ordenança de convivència. En concret, l’eliminació del requeriment previ als infractors i, sobretot, la prohibició de la prostitució al carrer a tota la ciutat i no només a les zones d’exclusió fixades l’any 2006 en l’ordenança (voltants d’escoles i similars).

En paral·lel, el govern municipal va donar ahir a conèixer que al llarg del mandat augmentarà en un 67% el pressupost destinat a l’Agència per a l’Abordatge Integral del Treball Sexual (Abits), l’organisme que vetlla per millorar les condicions de vida i de feina de les prostitutes.

El debat a la comissió de Presidència d’ahir va ser viu. Els partits, disposats en la formació clàssica, esquerra contra dreta, les bateries de PSC, ICV-EUiA i UpB es van dirigir sobretot contra el PP, l’instigador de la moció.

Dues grans línies argumentals. Primera: una ordenança municipal no és l’instrument que s’ha d’utilitzar per posar fi a un problema en què es combina l’exclusió social amb el delicte, via les màfies. I, en canvi, sí que pot provocar una marginació més gran. I segona: ¿per què el PP, si vol acabar amb la prostitució, no promou al Congrés una modificació del codi penal?

DRET DE LES FAMÍLIES / Per la seva banda, el PP va replicar apel·lant al «dret de les famílies a poder passejar per Barcelona sense haver de presenciar el mercadeig». CiU, al seu torn, va recordar el seu compromís d’eradicar la prostitució i, al mateix temps, donar suport a les mercenàries del sexe.

Els caps de files dels dos partits aliats en el tema, l’alcalde Xavier Trias i Alberto Fernández Díaz, també van subscriure, és clar, la mesura aprovada.

Trias va recordar que havia dit «100 vegades» que estava «en contra de l’esclavitud del segle XXI que és la prostitució». Després de defensar l’augment de la duresa de les sancions als clients, va reconèixer que se sanciona prostitutes perquè considera de «sentit comú» que no es mantinguin relacions sexuals a la via pública.

Fernández, per la seva part, va advocar per una «triple perspectiva». Basada a vehicular aquesta prohibició a través dels jutjats de guàrdia per acabar amb les màfies que exploten les dones; de l’ús dels serveis socials com a instrument per a la inserció de les dones que exerceixen la prostitució, i de la imposició de sancions administratives per als clients.

No van ser les úniques veus que es van sentir després de l’aprovació de la moció. Així, l’associació Genera de suport a les prostitutes va acusar l’ajuntament de continuar les seves «polítiques persecutòries i de discriminació» a les dones. Segons Genera, el redactat actual «no ha funcionat, no ha tingut el resultat esperat i no ha solucionat els conflictes de convivència veïnal».

SUPORT GREMIAL /En sentit contrari, el Consell de Gremis de Comerç, Serveis i Turisme de Barcelona va recolzar la decisió municipal. El consell, que agrupa 22 gremis que representen prop de 20.000 comerciants, va animar la resta d’ajuntaments a seguir la iniciativa de Barcelona i eradicar aquesta pràctica dels carrers catalans.

http://www.elperiodico.cat/ca/noticias/barcelona/trias-endurira-les-sancions-als-sollicitants-sexe-carrer-1572497

Share

Los discursos abolicionistas: ¡ primera causa de muerte entre las putas !

Los discursos abolicionistas: ¡ primera causa de muerte entre las putas !

de Citerea Anadiomena, el sábado, 4 de febrero de 2012 a la(s) 12:58 ·

Desde hace meses, vosotras, «feministas» abolicionistas, os alegráis de las diferentes medidas adoptadas para luchar contra la prostitución: reafirmación de la postura abolicionista de Francia, avance del proyecto de penalización de los clientes, cierre progresivo de los sitios que permiten a lxs escorts poner sus anuncios.

Desde hace meses, el único impacto efectivo de esos «éxitos» ha sido la degradación de nuestras condiciones de trabajo, nuestra precarización, el aumento de nuestras dificultades para resistir a un sistema capitalista que querría que cada unx de nosotrxs fuera el explotadx de otro.

Por una parte, las putas de la calle son cada vez más acosadas por la policía, cada vez más obligadas a esconderse, a aislarse, cada vez más víctimas de violencias y, así, empujadas por esta prohibición incluso a pedir ayuda a los diversos intermediarios, más o menos malintencionados, que podrían asegurarnos una seguridad que el Estado no nos garantiza, esa seguridad que parece ser percibida como una amenaza por todas aquellas y todos aquellos que hoy obtienen sus ingresos de esta lucha contra la prostitución.

Por otra parte, la situación de lxs escorts, que tanto gusta clasificar como prostitución de lujo, no es en realidad más envidiable: cada vez más, nuestro único recurso para poder anunciarnos es engrasar a los webmasters de los únicos sitios que consiguen no ser cerrados por estar en manos de redes suficientemente poderosas para esquivar las leyes actuales.

 

Paralelamente, gritáis escandalizadas cuando la agencia de empleo propone un anuncio de striptesa, olvidando que para numerosas mujeres aceptar esta oferta es preferible a muchos otros curros precarios.

Habéis decidido emprender una guerra contra la prostitución, pero parece que habéis olvidado que una guerra no se hace sin víctimas. Igual que la lucha contra la inmigración no ha sido nunca sinónimo de otra cosa que de lucha contra lxs inmigrantes, no podéis negar que vuestra lucha contra la prostitución no es más que una lucha contra las prostitutas, primeras víctimas de vuestras «victorias».

¿Suponemos tal amenaza para vosotras, cuando trabajamos libremente y en buenas condiciones, que parece que deseéis menos la desaparición de la explotación que NUESTRA desaparición?

¿Acaso no os sentís victoriosas más que cuando, a fuerza de las múltiples trabas que nos ponéis, no nos queda más remedio que ir a hacernos explotar en una industria «respetable»? ¿No sabéis alegraros más que impidiendo la alegría de los demás?

¡Nosotrxs, trabajadorxs del sexo, nos negamos a ser las víctimas sacrificadas en aras de vuestro ideal moralista!

¡No dejaremos de reivindicar la libertad de ejercer nuestra actividad, y nuestro derecho a ejercerlo con toda la seguridad!

¡Porque compartimos vuestra voluntad de luchar contra toda forma de explotación, no dejaremos de reclamar el acceso al derecho común para lxs trabajadorxs sexuales, única manera de dotarnos de las herramientas que nos permitirán defendernos de toda forma de proxenetismo coactivo!

¡NI PATRÓN, NI PROXENETA: TRABAJO SEXUAL LIBRE!

http://elestantedelaciti.wordpress.com/2012/02/25/los-discursos-abolicionistas-primera-causa-de-muerte-entre-las-putas/

 

Share

El eslabón más débil

INICIATIVA CONTRA EL COMERCIO SEXUAL EN LA VÍA PÚBLICA

El eslabón más débil

Entidades sociales critican que la prohibición supone criminalizar a las prostitutas

Las meretrices insisten en la inefectividad de multar

HELENA LÓPEZ
BARCELONA

 

«Intentar prohibir la prostitución en la calle no es más que querer barrer la miseria debajo de la alfombra». Así de contundente se muestra Lluís Rabell, vicepresidente de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona (FAVB) a la hora de valorar la propuesta del Partido Popular (PP) aprobada ayer en la comisión de presidencia del Ayuntamiento de Barcelona con el voto a favor de Convergència i Unió (CiU). «Me decepciona la hipocresía del alcalde, que en una reunión mantenida hace unos meses con la FAVB aseguró que su abordaje de la prostitución sería social y solidario y no represivo», prosigue sorprendido el líder vecinal, quien subraya que la medida es «excluyente y solo puede hacer que debilitar y criminalizar a las prostitutas».

 

zoomEn la calle 8 Una mujer aguarda en un portal de la ronda de Sant Antoni, ayer por la mañana.

En la calle 8 Una mujer aguarda en un portal de la ronda de Sant Antoni, ayer por la mañana. ALBERT BERTRAN

Al ser consultadas sobre esta cuestión, las prostitutas que ejercen en la calle lo tienen claro.«Con las multas no se arregla nada», coinciden todas las consultadas por este diario, quienes aseguran que no las pagan. «¿Cómo las vamos a pagar, si no hay trabajo?», argumenta una trabajadora sexual que ejerce en la calle de Sant Ramon. Además de eso, coinciden en la percepción de que, en los últimos meses, la policía multa menos.«A veces te dicen que no puedes estar parada, que andes, pero no multan», aseguran las mujeres, nada contentas con el anuncio de la prohibición.

Para Maribel -quien se define como exchica de alterne-, si se quiere erradicar la prostitución se debe hacer «desde todos los frentes». «Las chicas que están en la calle son el eslabón más débil. ¿Por qué no se meten con los locales de alterne, donde tienen a las mujeres trabajando sin ningún derecho?», reflexiona la mujer, a quien, tras denunciar al local en que trabajaba ante los tribunales, se le reconocieron sus derechos laborales y tuvo derecho a paro. «Lo que tienen que hacer es, o regularizarla y dar derechos a estas mujeres, o ir a por los proxenetas, que son los que cometen el delito», insiste la mujer, quien también propone la creación de zonas especiales donde se pueda ejercer, como en Amsterdam.

Otras maneras

La Síndica de Greuges, Maria Assumpció Vilà, por su parte, aseguró tras conocer la medida que«velará» para evitar que la modificación de la ordenanza «acabe vulnerando los derechos de las prostitutas». Vilà anunció también que «entrará a profundizar en los efectos de esta modificación y se entrevistará con los agentes implicados». «Mi principal objetivo será intentar que este colectivo no sea víctima de una represión en lo referente a las sanciones. Hay otros medios para afrontar el fenómeno», concluyó la defensora.

http://www.elperiodico.com/es/noticias/barcelona/eslabon-mas-debil-1572498

INICIATIVA CONTRA EL COMERÇ SEXUAL A LA VIA PÚBLICA

La peça més feble

Entitats socials afirmen que la prohibició suposa criminalitzar les prostitutes

Les meretrius insisteixen en la inefectivitat de multar

HELENA LÓPEZ
BARCELONA

 

«Intentar prohibir la prostitució al carrer no és res més que voler escombrar la misèria sota l’alfombra». Així de contundent es mostra Lluís Rabell, vicepresident de la Federació d’Associacions de Veïns de Barcelona (FAVB) a l’hora de valorar la proposta del Partit Popular (PP) aprovada ahir en la comissió de presidència de l’Ajuntament de Barcelona amb el vot a favor de Convergència i Unió (CiU). «Em decep la hipocresia de l’alcalde, que en una reunió mantinguda fa uns mesos amb la FAVB va assegurar que el seu abordatge de la prostitució seria social i solidari i no repressiu», prossegueix sorprès el líder veïnal, que subratlla que la mesura és «excloent i només pot fer que debilitar i criminalitzar les prostitutes».

 

zoomAl carrer 8 Una dona espera en un portal de la ronda de Sant Antoni, ahir al matí.

Al carrer 8 Una dona espera en un portal de la ronda de Sant Antoni, ahir al matí. ALBERT BERTRAN

Al ser consultades sobre aquesta qüestió, les prostitutes que exerceixen al carrer ho tenen clar.«Amb les multes no s’arregla res», coincideixen totes les consultades per aquest diari, que asseguren que no les paguen. «¿Com les hem de pagar, si no hi ha feina?», argumenta una treballadora sexual que exerceix al carrer de Sant Ramon. A més a més d’això, coincideixen en la percepció que, els últims mesos, la policia multa menys. «A vegades et diuen que no pots estar aturada, que caminis, però no multen»,asseguren les dones, gens contentes amb l’anunci de la prohibició.

Per Maribel -que es defineix com a exnoia de cites-, si es vol eradicar la prostitució s’ha de fer «des de tots els fronts». «Les noies que són al carrer són la peça més feble. ¿Per què no es fiquen amb els locals de contactes, on tenen les dones treballant sense cap dret?», reflexiona la dona, a qui, després de denunciar el local en què treballava davant els tribunals, se li van reconèixer els seus drets laborals i va tenir dret a atur. «El que han de fer és, o regularitzar-la i donar drets a aquestes dones, o perseguir els proxenetes, que són els que estan cometent el delicte»,insisteix la dona, que també proposa la creació de zones especials on es pugui exercir, com passa a Amsterdam.

Altres maneres

La Síndica de Greuges, Maria Assumpció Vilà, per la seva banda, va assegurar al conèixer la mesura que vetllarà per evitar que la modificació de l’ordenança «acabi vulnerant els drets de les prostitutes». Vilà també va anunciar que entrarà a «aprofundir en els efectes d’aquesta modificació i s’entrevistarà amb els agents implicats». «El meu principal objectiu serà intentar que aquest col·lectiu no sigui víctima d’una repressió pel que fa referència a les sancions. Hi ha altres mitjans per poder afrontar el fenomen», va acabar explicant la defensora.

http://www.elperiodico.cat/ca/noticias/barcelona/peca-mes-feble-1572498

Share

Zapatos con novio de regalo

jueves 22/03/2012

ARACELI OCAÑA | MADRID

Un hombre gratis por la compra de un par de zapatos.Un hombre gratis por la compra de un par de zapatos.

Una tienda de Kuala Lumpur (Malasia) ha reinventado el concepto de oferta: por la compra de un par de zapatos, la empresa regala a sus consumidoras una cita con un hombre al que, además, le guste tal elección. Se llama ‘Shoes, Shoes, Shoes’ y con esta original iniciativa, para la que ha contado con la colaboración de un servicio de citas local, pretende animar a la compra. Además, así ha consegido darse a conocer a escala nacional e internacional (aunque con diversas opiniones: muchos creen que la idea es divertida y sorprendente, y otros, en cambio, la tachan de casposa).

El funcionamiento, sencillo, lo explica la propia empresa en su perfil de Facebook : «Imagina esto. Un hombre conoce tu gusto en cuestión de calzado y compra un par para ti. ¿Un sueño hecho realidad? Bueno, ¡lo es! Encuentra todo lo que tu corazón desea en ‘Shoes, Shoes, Shoes’. Simplemente, compra un par de una selección especial de zapatos y llévate una cita gratis con un chico al que le guste tu elección. ‘Lunch Actually’, la compañía de contactos más importante de Asia, te emparejará con un posible pretendiente y organizará vuestro encuentro. Y ahora viene la mejor parte: disfrutarás de un 10% de descuento en el precio de los zapatos ¡gracias al príncipe azul! ¿Aún no crees en los cuentos de princesas? Podemos asegurarte que no estamos bromeando».

Guste o no, la empresa ha conseguido llamar la atención y seguramente captar clientes en tiempos difíciles. Además de arrancar una sonrisa y recrear el famoso cuento de ‘La Cenicienta’, pero a la inversa.

http://www.elmundo.es/yodona/2012/03/22/actualidad/1332415787.html

Share

Catalunya perseguirá la prostitución como paso previo hacia su abolición

«La abolición es el estado ideal último al que tenemos que tender, asegura el conseller de Benestar Social, Josep Lluís Cleries

El Govern de la Generalitat irá poniendo cada vez más dificultades al ejercicio de laprostitución en Catalunya para seguir un proceso que culmine con «el estadio ideal último de la abolición», según ha dicho el conseller de Benestar Social i Família, Josep Lluís Cleries.

Pese a que el gobierno catalán aún no ha formulado una propuesta global sobre la prostitución, varios departamentos han hecho propuestas con estrategias encaminadas todas a restringir cada vez más «un sistema de esclavitud que en una sociedad como la nuestra no tiene que tener cabida», ha reconocido el conseller Cleries.

En este sentido, ha felicitado la iniciativa de las consellerias de Interior y de Territori i Sostenibilitat de aplicar una modificación de la Ley de Carreteras para, en base a criterios de seguridad, sancionar con multas de hasta 30.000 euros a las prostitutas y clientes en las carreteras de titularidad catalana.

Además, Interior también prepara una ley de usos del espacio público que prevé también prohibir la prostitución callejera, tal y como aprobó ayer el Ayuntamiento de Barcelona, que ha endurecido su ordenanza de civismo para sancionar a las meretrices de la calle y a sus clientes sin previo aviso. «La abolición es el estado ideal último al que tenemos que tender, pero antes tenemos que pasar por unos procesos», ha señalado Cleries.

De hecho, el conseller ha reconocido que el Govern «está mirando, por diferentes medios y caminos, ir poniendo dificultades (al ejercicio de la prostitución) porque creemos que es un sistema por el que unas personas se ganan la vida y otras satisfacen sus necesidades sexuales que en una sociedad como la nuestra tendría que quedar fuera de lo que son las relaciones normales», ha dicho.

«Estamos trabajando en este proceso de poner las cosas más difíciles, y aunque hay diferentes departamentos que estamos aportando propuestas, aún no hay una resolución global del gobierno» en el tema de la prostitución, ha dicho Cleries.

El conseller ha explicado que el control de las prostitutas que se ofrecen en las carreteras «es un trabajo muy positivo, porque hay experiencias en otros países que han conseguido mejorarlo mucho». «En muchas zonas de Catalunya tenemos un impacto visual que no es normal», ha señalado el conseller.

La presidenta del Institut Català de les Dones, Montse Gatell, pidió hace pocos días «valentía política» al Govern, al que propuso que aborde, por primera vez, el camino de la abolición de la prostitución y no piense en la regularización de esta actividad, como se ha hecho hasta ahora.

Después de que el gobierno de Jordi Pujol (CiU) regularizase las condiciones que deben tener los locales donde se ejerce la prostitución, el gobierno de Pasqual Maragall (PSC), con la entonces consellera de Interior, Montserrat Tura, intentó regularizar el ejercicio del trabajo sexual, pero topó con discrepancias en el seno del propio gobierno y del PSC, algunas de cuyas dirigentes también proponían el camino de la abolición.

El último gobierno de José Montilla tampoco abordó la cuestión de la prostitución más allá de perseguir a las mafias y proxenetas, en parte porque la legalización de esta actividad es competencia del Congreso de los Diputados y la capacidad normativa de la comunidad autónoma está limitada.

Por su parte, los ayuntamientos catalanes han ido elaborando sus propias ordenanzas restrictivas con el ejercicio de la prostitución y limitando, en algunos casos, la construcción de prostíbulos.

http://www.lavanguardia.com/vida/20120322/54276060382/catalunya-perseguira-prostitucion-paso-previo-abolicion.html

Share