La Policía multa a 600 prostitutas por ejercer en la calle y solo a 87 clientes

Las sanciones por ofrecer sus servicios en la vía pública ascienden a un total de 451 · Más de 200 mujeres fueron sorprendidas practicando sexo

zoom

Varias mujeres ofrecen sus servicios al conductor de un vehículo en el polígono Guadalhorce.

zoom

Policías locales piden la documentación a prostitutas.

La Ordenanza para la Garantía de la Convivencia Ciudadana y la Protección del Espacio Urbano, que en el caso de Málaga entró en vigor hace dos años y que prohíbe, entre otros aspectos, ejercer la prostitución en la vía pública, no ha logrado todavía erradicar este fenómeno, ni tampoco la demanda de sexo. Así, la Policía Local ha denunciado en lo que va de año a un total de 659 mujeres por ejercer la prostitución en la calle, frente a las 506 demandas registradas en el conjunto de 2012. A pesar de este incremento significativo, el número de meretrices sancionadas sigue siendo, curiosamente, muy superior a la cifra de clientes denunciados por solicitar sexo, que según los datos recabados por la Policía hasta julio ascienden a 87. También en este sentido, el aumento ha sido considerable, ya que el año pasado se impusieron 21 sanciones a personas que habían solicitado sexo en espacios públicos, en cuyo caso pueden alcanzar, acorde con la normativa, incluso los 1.500 euros. Del balance recogido durante el primer semestre también se desprende que 208 personas, mujeres en su mayoría, fueron denunciadas después de que los agentes comprobaran que éstas «habían persistido» en la realización de prácticas sexuales en la calle, mientras que 451 ofrecieron sus servicios.

Respecto a los datos del año pasado, la Policía interpuso más de 500 denuncias por ejercer o demandar la prostitución en la capital malagueña, pero además, levantó 624 actas de información a mujeres por ofrecer servicios sexuales, 138 a clientes por solicitar estos encargos y 47 personas (entre ellas transexuales) por llevarlos a cabo.

Lejos de pensar que la ordenanza no sea suficientemente estricta como para acabar con la prostitución callejera, el coordinador del área de Seguridad del Ayuntamiento, Juan Fernando Gómez, achacó el incremento de las sanciones «al cambio de normativa». «Antes había una advertencia previa a la tramitación de la demanda y tenía que producirse una reiteración para denunciar a alguien», agregó el portavoz del departamento, quien también se refirió al «conflicto» entre el Consistorio y los sindicatos mayoritarios de la Policía Local, UPLB, UGT y SIP-AN que se produjo a finales de año como otra de las razones que han podido influir.

El polígono industrial Guadalhorce -y en menor medida otras zonas más céntricas como Alameda de Colón- siguen siendo los focos principales de la prostitución. El malestar de vecinos y comerciantes en ambos casos es creciente. «Entro a las 8:00 y salgo a las 20:00, pero las prostitutas continúan estando allí. Hacen turnos y las tenemos permanentemente en la puerta», relató ayer a este periódico la encargada de una de las ferreterías del polígono. Aunque según reconoció las aglomeraciones de meretrices no afectan a la rutina de su negocio, teme la llegada del invierno. «Suelen hacer fogatas justo delante de mi comercio. Durante la temporada del frío hay palés quemados por todas partes. Entiendo que de alguna forma se tienen que calentar frente a los 6 ó 7 grados que se registran en noviembre, pero agradecería que se apartaran de mi puerta», manifestó la empresaria, que no cree que tenga «sentido» llamar a la Policía. En su opinión, la seguridad es escasa y la postura del Ayuntamiento no es otra que la de «actuar solo cuando le interesa». «Curiosamente, cuando se organizan visitas oficiales en el polígono consiguen quitarlas de en medio. No sé cómo lo hacen», criticó la responsable de la ferretería, a quien «no beneficia», apostilló, este fenómeno.

http://www.malagahoy.es/article/malaga/1592050/la/policia/multa/prostitutas/por/ejercer/la/calle/y/solo/clientes.html

Share