Suiza cuadriplica el número de prostitutas procedentes de España

La proximidad geográfica y unas mejores condiciones económicas animan a muchas mujeres a ejercer en Francia | La recesión provoca que trabajadoras del que habían dejado la calle, vuelvan a ella y que se creen cooperativas para alquilar pisos

 

Suiza cuadriplica el número de prostitutas procedentes de España

Mujeres dedicadas a la , merodeando por los alrededores de una zona de aparcamiento en la Jonquera esta semana Inma Sainz de Baranda

 

La crisis que vive España se está traduciendo en un éxodo de profesionales de todo tipo a países en los que las condiciones económicas son mejores. Y el mundo de la prostitución parece no escapar de una huida que desde los últimos dos años tiene como principal destino Francia, especialmente por ser un país cercano que permite estancias cortas de trabajo. Medios locales suizos también apuntan que desde hace tres años se ha cuadriplicado el número de trabajadoras del sexo procedentes de España que se trasladan al país alpino buscando una mejores condiciones laborales y económicas (allí la prostitución es legal) y que en algunos casos se trata de mujeres nuevas en la profesión. En España, la crisis también genera que mujeres que habían dejado la calle decidan regresar a ella y que las  se organicen de forma cooperativa para reducir los gastos de los pisos en los que trabajan.

Peores condiciones laborales, mejores económicas
“En los últimos dos años ha aumentado notoriamente el número de mujeres que se trasladan a ejercer la prostitución a Francia”, explica a LaVanguardia.com Clarisa Velucci, portavoz de Genera, organización que trabaja en espacios de prostitución. Y a pesar de que Velucci asegura que las condiciones laborales en Francia son “peores” y hay “más inseguridad” que en España, la proximidad geográfica y una mayor remuneración económica son un aliciente para mujeres que en algunos casos “dejan a sus hijos con la abuela y se marchan una semana a ejercer la prostitución”.

Pero no solo Francia está registrando un aumento de prostitución venida de España. Suiza es otro de los países que desde hace tres años podría haber cuadriplicado la llegada de mujeres procedentes de la península ibérica, tal como denunciaban esta misma semana medios locales suizos. Lausanne Cités explicaba que nombres como Lola o Carmen empiezan a ser muy comunes en los en los diarios suizos y aseguraba que algunos medios de comunicación españoles contienen de forma regular anuncios que proponen a las mujeres animarse a intentar “la aventura suiza”. La información publicada daba voz a una representante de la asociación Fleur de pavé, especializada en el apoyo a trabajadoras del sexo, que relataba que “cada vez escuchamos más casos de mujeres que se prostituyen en Lausana y que nos explican que han perdido su trabajo en España”. Según el diario, las dificultades económicas llevan a estas mujeres a abandonar su entorno y en algunos casos a sus hijos, para emigrar a Suiza buscando dinero y apunta que en muchos casos se trata de chicas que nunca antes habían ejercido la prostitución y que ahora lo hacen en su mayoría en la calle, en salas y también en agencias de lujo.

La información también detalla que en algunos casos pueden llegar a ganar más de 1.000 francos al día (unos 800 euros), algo que hace que algunas de estas mujeres queden “atrapadas en el lujo”. El reportaje de Lausanne Cités incluye el testimonio de una joven de 22 años, Penélope, que cuenta que decidió trasladarse a Suiza animada por un vecino de su pueblo que le contó que en el país helvético la prostitución es legal y las mujeres están protegidas.

También Alemania es punto de llegada de prostitución procedente de España, apuntan las organizaciones consultadas por este medio. Silvia Garcia, portavoz del colectivo –organización que trabaja con trabajadoras sexuales- señala que el hecho que en el país germano la prostitución sea una actividad reconocida permite “defenderse de los abusos”. En muchos casos se trata además de una opción para escapar del endurecimiento de las ordenanzas en España.

El Inspector Jefe de la Comisaría general de extranjería sin fronteras, José Nieto Barroso, señala que el 80% de la prostitución se desarrolla de forma obligada y por ello pone en duda que los traslados de estas mujeres a otros países sea de forma voluntaria y libre, más teniendo en cuenta que “el acceso a estos países acostumbra a no ser fácil”.

Sortear la crisis
En ausencia de una estadística numérica sobre si la crisis ha hecho aumentar el número de mujeres que deciden ejercer la prostitución y teniendo en cuenta los múltiples factores que pueden llevar a ejercerla, todas las asociaciones consultadas por este medio coinciden en decir que no se trataría de un crecimiento significativo además de señalar que la prostitución, como actividad económica que es, también sufre los estragos de la crisis, con una bajada de los precios (que pueden oscilar entre los 20-25 euros si el servicio se desarrolla en el espacio público a los 30-80 si se lleva a cabo en un local o piso).

Lo que sí apuntan la mayoría de organizaciones consultadas es que la crisis sí que se está notando en que mujeres que habían dejado la calle y que ahora regresan a ella por necesidad, señalan desde Hetaira. También desde Genera apuntan a un reincidencia de la prostitución por causa de la crisis y señalan una especie de práctica cooperativista que está ganando presencia entre las trabajadoras sexuales: si antes era habitual disponer de un piso para realizar los servicios y el propietario se quedaba el 50% de la tarifa, ahora cada vez más mujeres se unen para alquilar entre varias una vivienda, algo que facilita a que puedan retener mayor porcentaje del precio del servicio y por tanto perder menos dinero.

Para el inspector jefe de la policía no se ha detectado un aumento significativo de la prostitución en España y tampoco considera que el nivel de reenganche a la profesión sea muy alto, teniendo en cuenta que se trata de un oficio en el que la edad es una cuestión importante. Nieto señala, no obstante que la crisis sí que se ha notado en un descenso de la llegada de mujeres que llegan a España para ejercer la prostitución, que disminuye un 10 % cada año, aproximadamente.

Perfil de la prostitución en España
La radiografía de la prostitución en España es algo similar a la ONU, ironiza Clarisa Velucci. Ciertamente la Memoria2012 de la organización Médicos del Mundo señala que las personas que accedieron a los dispositivos de atención a la prostitución de que dispone la organización pertenecen a 83 nacionalidades distintas. En la gran mayoría de ocasiones se trata de una mujer y se mueve entre los 25 y los 34 años de edad. Los servicios de Médicos del Mundo atendieron en 2012 a 11.928 personas, la mayoría de las cuales eran mujeres (10.966, un 91,93%), 545 eran transexuales y 417 hombres. Por áreas geográficas, LatinoaméricaEuropa del Este y el África Subsahariana son las zonas de procedencia de prostitución más destacadas. Por nacionalidades, 2.229 de las personas atendidas eran de Rumania, 1.463 españolas, 1.450 nigerianas y 1.302 colombianas. Los cuerpos de fuerzas de seguridad del Estado (Policía Nacional y Guardia Civil) identificaron 12.305 personas en situación de riesgo

Leer más: http://www.lavanguardia.com/vida/20131215/54396122175/traslado-prostitucion-espana-europa-crisis.html#ixzz2ndYOj1g3

Share
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Comentarios en FaceBook:

Deja un comentario