Eros y Tánatos, los dioses del orgasmo

Los dioses del orgasmo, Eros y Tánatos, han aparecido entrelados durante muchos años en la mitología griega.

El orgasmo es un muy breve instante en el que, según varios testimonios, se siente desfallecer, es el mayor éxtasis y desenvolvimiento de la realidad de uno mismo. Se trata de una muerte de la que es posible resucitar.

De hecho, coloquialmente en Francia se conoce al orgasmo como “la petite morte” (la pequeña muerte).

Orgasmo viene del griego Orgao, que significa “hervir de ardor”. Si tú has experimentado algo así, Eros y Tánatos han estado de tu lado. Estos dioses aparecen entrelazados en grandes historias de amor en la mitología griega, uno no existe sin el otro.

¿Has oído hablar de las relaciones EROS? Se dice que es una relación íntima de esas personas que gozan del cuerpo del otro sin ningún otro objetivo. ¿Has tenido alguna interacción de ese tipo?

Eros es el Dios del amor, el sexo y la lujuria, Y Tánatos el Dios de la muerte sin violencia. Sigmund Freud relaciona a estos personajes con los impulsos de la vida y la muerte. El objetivo del primero es conservar el amor y la existencia en pareja, mientras el segundo provoca la catástrofe y la agresividadde los individuos.

Es así como en el orgasmo se funden estas dos energías y van formando nuestras experiencias sexuales. Sin embargo, también es cierto que nuestra personalidad influye en cada encuentro sexual del que gozamos y de esta depende la interacción entre Eros y Tánatos.

http://www.sdpnoticias.com/sexxion/2015/03/21/eros-y-tanatos-los-dioses-del-orgasmo

Share